Yasuaki Yamashita, sobreviviente de la bomba atómica, comparte testimonio en el Teatro Lince de la UAdeO

, |

Actividades Recientes de Rectoría

Culiacán, Sinaloa, 4 de octubre de 2023.- Yasuaki Yamashita, sobreviviente de los bombardeos atómicos en las ciudades de Hiroshima y Nagasaki, Japón, compartió su testimonio en el Teatro Lince de la Universidad Autónoma de Occidente (UAdeO), ante un muy nutrido público, conformado principalmente por Estudiantes Linces. A 78 años de la devastación de las bombas atómicas, el expositor compartió de forma muy emotiva su experiencia, y realizó a través de su historia de vida un llamado a la reflexión sobre el uso de armas.

La conferencia fue un evento con causa, en beneficio de Estancia Lupita, organizado por la asociación Desarrollo Con Visión Social I.A.P., la Junta de Asistencia Privada, Grupo Kuroda y la UAdeO. Además contó con la participación del investigador del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), Sergio Hernández, quien se ha dedicado a publicar trabajos sobre la migración de japoneses a México durante la Segunda Guerra Mundial.

Yamashita vivía en Nagasaki con su familia y tenía seis años cuando a finales de la Segunda Guerra Mundial, el 9 de agosto de 1945, un avión estadounidense sobrevoló su ciudad. De repente el destello de una luz muy fuerte lo cambió todo.

“Como si fueran mil relámpagos al mismo tiempo, pueden imaginar esa fuerza, vino una explosión muy fuerte que sentíamos que miles de cosas estaban volando sobre nosotros. De repente, un silencio total”, narró a los asistentes, quienes mostraron gran interés.

Los ataques atómicos sobre Hiroshima y Nagasaki representaron el fin de la Segunda Guerra Mundial pero el comienzo de una vida de adversidades para los “Hibakusha”, término utilizado para denominar a las personas que como Yamashita y su familia habían logrado sobrevivir a las explosiones.

El hambre, las secuelas físicas, las enfermedades por la radiación y la discriminación hacia los sobrevivientes fueron parte de su vida en los días, meses y años siguientes al estallido de las bombas, hasta que, orillado por la dificultad de vivir en Japón bajo esas condiciones, llegó a México en el año de 1968 en el marco de los Juegos Olímpicos realizados en nuestro país, encontrando el hogar que necesitaba.

Yamashita, con el temor de ser reconocido como un “Hibakusha” y revivir el dolor de ser un sobreviviente, se negó por años a compartir su testimonio hasta el año de 1995 en el que una serie de pruebas atómicas estaban siendo realizadas por el Gobierno de Francia. En ese momento decidió alzar la voz por quienes como él siguen sufriendo la devastación de la guerra y las armas nucleares, pero tienen miedo de hablar.

“Es muy importante que sepa el mundo entero qué sucedió, porque si nosotros dejamos de hablar puede suceder otra vez en cualquier parte la tragedia, es lo que no queremos, por eso estamos hablando”, expresó.

Al finalizar la conferencia y en representación de la Rectora de la UAdeO, Dra. Sylvia Paz Díaz Camacho, el Director de la Unidad Regional Culiacán, M.C. José Isidro Osuna López, entregó un reconocimiento a Yasuaki Yamashita por el valioso testimonio compartido con la Comunidad Universitaria.

Estuvieron presentes en el evento la Directora General de Desarrollo con Visión social IAP, Lcda. Clara Luz Domínguez Castillo; la Presidenta del Patronato de Desarrollo con Visión Social IAP y representante de Grupo Kuroda, Lcda. María Estela Kuroda San; y el Ing. Juan Manuel Kuroda San.

“Por la Cultura a la Libertad”